viernes, 6 de mayo de 2011

Corazón alimentado


El stress me desbarata, la vida en la ciudad es un karma
A veces pienso en tirar la toalla, rendirme sin importar el mañana
Estoy harto de nadar contra la corriente, es inevitable
Parece que las ganas se me han ido, me siento desnudo en la calle
Pero cuando veo tu foto en mi escritorio, todo se esfuma
Los líos son cosas de niños, los problemas ya no me asustan
Sé que al volver a casa me espera la mejor de las recompensas
Ver tu rostro iluminado, tus besos volados y tu sonrisa serena
Es que el mejor de los trofeos es uno de tus cómodos abrazos
No me importa ser pobre, si tengo el corazón alimentado

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Hermoso mi amor, como todos tus poemas... Para mí es una bendición de Dios el tenerte a mi lado compartiendo penas y alegrías y me llena de paz y amor el saberte mío!!
Te amo!!!
Tuya,
Paola :)

Eleanor Smith * dijo...

Muy de acuerdo con tus palabras.

Un beso o 2 *

SIL dijo...

El oro no alimenta los corazones, Edu.
Hermosas tus líneas.

Un beso

SIL

Carmen Silza dijo...

Estará orgulloso de ese anónimo??,y ella de ti,con esos versos tan bellos no es para menos....Tienes un regalito en mi bloc de premios y regalos,cuando puedas te lo llevas ,pero por favor no te sientas obligado...Besos amigo

MAR dijo...

PRECIOSO!
Y ese amor tan lindo no tiene precio.
Disfrutalo y se feliz.
Cariños amigo.
mar