jueves, 11 de agosto de 2011

Playa Rosada

Corremos por ese lugar escondido en nuestra imaginación
Donde la orilla nos saluda, invitándonos a tomar nuestro rol
Solitaria, donde solo las gaviotas cantan en su idioma
Desnuda, donde siempre tu ropa o la mía está de sobra
Tus pies se hunden en la arena mojada de ingenio
Trato de alcanzarte, vas rápido, te encanta este juego
Te pierdes entre el agua salada, alborotada de olas
Mientras grito tu nombre, pronto al mar lo transformas
En un lugar para tocarnos, lejos de cualquier otra persona
Nadie estropea lo que has creado, una obra maravillosa
Tu fuerza me posee, tanta gentileza, tantas atenciones
Tu repertorio es interminable, como el deseo y las emociones
La marea sube, la marea baja, nuestros cuerpos encajan
Te despides citándome al siguiente día en Playa Rosada.

3 comentarios:

Ninna O. dijo...

Simplemente hermoso (:
Saludos!

Diana Ƹ̴Ӂ̴Ʒ dijo...

Mágico perderse y encontrarse en esa playa rosada.

Muy lindo!

Abrazos de mariposa,
Diana

Gladys dijo...

Hola Edu, un poema realmente hermoso mágico sublime muy tierno, dulce como la miel te felicito tienes un sentir exquisito, me encanto tu escrito.
Besos que estés muy bien.