domingo, 2 de septiembre de 2012

Por donde empezar

Vengo caminando de los pasillos que tienen voz y voto
Donde se murmura de la existencia de la mujer del otro
Es una ráfaga de comentarios que mueren al poco tiempo
Sin saber con exactitud si lo que se dice puede ser cierto
Palabras al viento, sin destinatario fijo, vestíbulo sincero
Esas paredes donde muere la intensión por ser verdadero
De ti no sé nada, pero me arriesgo a conocerte por tu valentía
Por dónde empezar, si tu vida tiene dueño según entendía
Lo dejo mejor a la suerte, encuéntrame tú soy lo que hago
El que transita por esos puentes que van atando cabos
Quiero desconocer la posibilidad que la casualidad gobierne
Si apareces de la nada, serás un invento del cual me aproveche.

No hay comentarios: