lunes, 14 de octubre de 2013

Por esta escalera

Aquí están mis piernas para que te recuestes en ellas
Mientras cierras tus ojos y te beso la oreja
Mis manos frotan la silueta que se refleja
En el salado no hay testigos por esta escalera
Tu cabello de seda entre mis dedos se enreda
Tu boca franca me invita a que proceda
El calor del manglar inquieta nuestra permanencia
Los pájaros cantan el himno de la resistencia
Lo romántico se vuelve una larga escena
Todo nos envuelve, tu cuerpo se presta
Insisto nuevamente, tus labios me provocan
Queda al descubierto tu fuego, mi piel te toca.

1 comentario:

MAR dijo...

Lindo y romántico, precioso.
Un abrazo para ti.
mar