viernes, 27 de marzo de 2015

Desnuda en mi madriguera

Una caricia en tu rostro, tu piel es mi perdición
Los besos el frenesí, empieza la función
Se pierden los estribos, se descarrila la razón
Me apodero de tu cuerpo, sucumbo ante la pasión
Tú esquiva mirada, una invitación al erotismo
Un par de nalgadas, para que disfrutes del castigo
Desnuda en mi madriguera, destilas exótico placer
El ambiente arde, ahora me empiezas morder
Te persigo por los pasillos, pura sensualidad verte correr
Te rindes en el vestíbulo, en postura contra la pared
En juego de adultos, no hay impedimento para satisfacer
Cuanto deleite al hacer el amor y que seas mi mujer.

No hay comentarios: